Goodbye my lover.

Lose in you
Hoy es un día común, no pasará nada raro, no es una fecha especial, es tan común como lo era ayer y como lo será mañana.
Pensarte se ha convertido en parte de mi rutina: Me despierto y al ver hacia mi ventana: ¿Aún sueñas conmigo?, mi mañana se pasa rápido, pero tu sigues ahí y al ver al cielo, pienso en ti. Y en la tarde, cuando la lluvia cae, recuerdo nuestros besos bajo la lluvia, y al final cuando llega la noche, antes de dormir, vienen a mi mente alguno de nuestros momentos juntos, para quedar dormida y soñar contigo nuevamente.
Pero ¿Sabes?, aunque hoy es un día tan común, es el momento preciso para guardarte en mi cofre de recuerdos y ponerlo en la repisa al lado derecho de mi habitación llamada mente.
Aunque no soporte que estés ausente tampoco quiero dejar de sonreír por tu culpa, estoy cansada de llamar para escuchar tu voz y colgar otra vez.
Eres ese primer amor que no se olvida pero, no por ello tienes que apoderarte de mis pensamientos para siempre.
Esta será la última carta que te escribo, de las muchas que nunca envié.
Y solo me queda  decirte:
Adiós y recuerda que: Yo nunca me olvidaré de ti. 

Comments

Popular posts from this blog

Una canción triste que nunca termina.